miércoles, 30 de noviembre de 2016

SHELL, LÍDER DEL MERCADO DE LUBRICANTES POR DÉCIMO AÑO CONSECUTIVO

•   En 2016, la compañía ha continuado liderando el mercado de lubricantes a nivel mundial, con el 11,6% de cuota.
•   En 2015, Shell vendió entre 4.400 y 4.600 kilotoneladas de lubricante.
•   Desde su lanzamiento en 2014, los productos Shell Helix Ultra con tecnología PurePlus han registrado un crecimiento de dos dígitos y están disponibles en más de 100 mercados en todo el mundo.


 Shell Lubricants ha mantenido su posición de liderazgo en el mercado, con un 11,6% de cuota según el informe La Industria Global de Lubricantes: Análisis y Evaluación del Mercado en 2016 realizado por Kline & Company. Este es el décimo año consecutivo en el que la compañía de energía ha sido elegida como la número uno entre los proveedores globales de lubricantes.

Kline & Company ha estimado en 2015 Shell vendió entre 4.400 y 4.600 kilotoneladas de lubricantes. El 36% de ellos se vendieron a consumidores del sector de la automoción, un 34% se destinaron a usos industriales y el 30% restante correspondió al segmento comercial del sector.

Según Francisco Esteban, Director comercial de Lubricantes de Shell España: “Este hecho constituye un gran logro para Shell Lubricants si tenemos en cuenta que nos movemos en un entorno marcado por la alta competencia. Este éxito se debe a que somos una empresa con una fuerte orientación hacia el cliente, que destaca por la continua innovación en productos y servicios, el liderazgo tecnológico y un equipo humano muy competitivo.  Al mismo tiempo, hemos ido invirtiendo en mejorar y ampliar nuestra cadena de distribución de primera categoría, para alinearla con los patrones de demanda a nivel global. Nuestro objetivo para el futuro pasa por continuar desarrollando una colaboración cercana, tanto con los consumidores como con la industria que dé como resultado soluciones innovadoras e integradas, que se ajusten a las demandas cambiantes de los consumidores y a las oportunidades que presenta la transición del modelo energético actual, basado en energías convencionales, a uno más sostenible enfocado en el uso de energías renovables”.

Para George Morvey, Manager de Industria y Energía en Kline: “A nivel global, los lubricantes alcanzaron 38,8 millones de toneladas en 2015, descendiendo así de las 39,4 toneladas registradas en 2014. De las economías emergentes más importantes , solo India ha registrado crecimiento, lo que ha contribuido a este descenso global. A pesar de que el mercado se ha caracterizado por un comportamiento muy estable y una creciente competencia entre las empresas nacionales de gas, las compañías independientes y los fabricantes de equipos originales (OEM), Shell ha logrado defender su posición en todos estos segmentos y mantener su liderazgo en el mercado”.

A pesar del descenso generalizado, la compañía angloholandesa registró una creciente demanda de sus productos y ha tenido que invertir cientos de millones de dólares en modernizar dos de sus plantas (en China y Estados Unidos) y abrir tres nuevas (en Rusia, China e Indonesia) dedicadas a la mezcla de lubricantes, así como una nueva fábrica de engrasado (China) y una nueva planta de Grupo II de producción de aceite base (a través de una joint venture en Corea del Sur).

Shell Lubricants fue líder del mercado en el segmento de vehículos ligeros en Estados Unidos (22%). La tecnología pionera de GTL (Gas-To-Liquid), que utiliza gas natural para fabricar aceites de primera calidad, ha sido uno de los principales factores que han contribuido a este éxito. Desde su lanzamiento en 2014, los productos de la gama Shell Helix Ultra con tecnología PurePlus  han registrado un crecimiento de dos dígitos y están disponibles en más de 100 mercados en todo el mundo. Además, la penetración de los productos de alta gama Pennzoil Platinum   en América del Norte se ha incrementado en 155% desde 2012, impulsada por la tecnología Shell PurePlus. Estos productos han sobrepasado los límites de desempeño en las pruebas realizadas en pistas de motociclismo en todo el mundo.

En paralelo, Shell ha construido también una relación de éxito con los fabricantes de equipos originales (OEM) claves, que incluye BMW AG, Fiat Chrysler Automobiles (FCA) Group, Hyundai, Renault-Nissan, Toyota, General Motors, Daimler AG, Suzuki, Ducati, MAN, ZF, General Electric, Aggreko, Siemens y varios OEM chinos, entre ellos Geely & FAW.

Adicionalmente, Shell ofrece mezclas de lubricantes para maquinaria de industria muy diversa, que incluye turbinas eólicas, equipamiento pesado para la minería y maquinaria de producción. En el sector industrial de lubricantes, Shell lidera el mercado en Filipinas (29%), mientras que en el sector de vehículos comerciales, Shell ocupa la primera posición en Malasia (31%).


En el mismo tiempo, Shell ha registrado un ahorro de costes de cientos de millones de dólares, proveniente del uso de los servicios técnicos de valor añadido de la compañía por parte de los clientes industriales. Dichos servicios ayudan a los consumidores elegir, utilizar, mantener y monitorizar el uso de lubricantes en sus equipos. En este sentido, el servicio más novedoso que ha incorporado Shell a su portafolio es el Asistente Virtual, una plataforma digital que aplica el concepto de inteligencia artificial para resolver preguntas sobre lubricantes.