martes, 13 de diciembre de 2016

OBLIGACIÓN DE LOS TALLERES DE INFORMAR SOBRE CARACTERÍSTICAS DE LOS NEUMÁTICOS

El etiquetado obligatorio de este componente cumple cuatro años

Los talleres que venden neumáticos deben informar a sus clientes sobre las características de los mismos e incluirlas en las facturas

Cumplen así con las obligaciones contenidas en el Reglamento Europeo 1222/2009 en referencia a eficiencia energética, capacidad de frenado en mojado y nivel de ruido.


CONEPA recomienda también a los talleres que completen dicha información con otros aspectos no incluidos en la normativa pero directamente relacionados con la seguridad (correcto inflado, control de desgaste o comportamiento ante el aquaplanning)


Madrid, 12 de diciembre. Los asociaciones integradas en la Federación Española de Empresarios Profesionales de Automoción (CONEPA) están enviando estos días circulares a sus talleres miembro en las que les recuerdan sus responsabilidades informativas cuando venden neumáticos. Se hace así con motivo del cuarto aniversario de la entrada en vigor del Reglamento europeo 1222/2009, que obliga a los productores de neumáticos a etiquetar sus cubiertas y a los vendedores de las mismas a transmitir la información contenida en ellas a sus clientes. CONEPA es consciente de que una buena parte de los automovilistas desconoce todavía el alcance de esta norma.

El reglamento europeo 1222/2009 determina que cada neumático debe acompañarse de una etiqueta para informar de su eficiencia energética, capacidad de frenado en mojado y nivel de ruido. Los vendedores deben incorporar las informaciones contenidas en la etiqueta en sus promociones de ventas, impresas o en internet, y han de incluirlas también con o en la factura.

Para cumplir con la obligación de informar a los usuarios en los talleres, CONEPA vuelve a recurrir al póster editado en su día por la Comisión de Neumáticos del Consorcio de Industriales del Caucho (ver imagen adjunta). Aunque a través de la federación se difundieron en su día varios miles de unidades, de nuevo ahora se da la oportunidad de obtenerlo a las empresas que todavía no disponen de dicho soporte informativo.

CONEPA recuerda también las excepciones de la norma, que no se aplica a neumáticos recauchutados, de repuesto de uso temporal (tipo T) y a aquellos cuyo índice de velocidad sea inferior a 80 kilómetros/hora.

Asimismo, CONEPA aprovecha para llamar la atención a los talleres de la importancia de informar también a sus clientes sobre otros aspectos no recogidos en la etiqueta pero que conviene siempre recordar como los relativos a la seguridad (manejabilidad, frenado en seco, comportamiento ante el aquaplanning, etc) y al mantenimiento de los neumáticos (correcto inflado, control del desgaste, etc).