sábado, 19 de mayo de 2018

LA ROTONDA


EL VEHÍCULO DEFINITIVO


La semana pasada nos movimos por recuerdos nostálgicos del pasado relacionados con distintas situaciones vividas con los vehículos. Hoy quiero otear de nuevo el horizonte del futuro para detenernos en distintos avances tecnológicos relacionados con la seguridad de los vehículos. Hoy ya son una realidad, pero hace algunos años podríamos haber pensado que eran de auténtica ciencia ficción.


Siempre les recuerdo las tres patas que intervienen en nuestra seguridad cuando conducimos un vehículo. Aunque si nos detenemos algo más podríamos encontrar alguna pata más responsable en los accidentes que se producen cada año en las carreteras:

LAS PERSONAS: Que por error u omisión somos los mayores responsables de que se produzcan los accidentes.
LAS CARRETERAS: Si no están en buen estado, no están suficientemente iluminadas o señaladas pueden ser responsables directas de nuestra seguridad.
LOS AUTOMÓVILES: Si son antiguos, no están convenientemente revisados o tienen algún problema mecánico. Estos sí están relacionados directamente con muchos de los accidentes que se producen cada año.

También, aunque hoy sea de puntillas, quiero dejar negro sobre blanco, otras posibles patas responsables de la seguridad en las carreteras.

Por error u omisión los que LEGISLAN, o toman decisiones incorrectas relacionadas con la Seguridad Vial, ¡no me negarán que este también es otro tema apasionante! De él les hablaré próximamente. Sí, aquellas personas que marcan el mapa de la Seguridad Vial, aquellos que toman decisiones sobre los conductores, preparación, permisos e incluso EDUCACIÓN; los que regulan como se tienen que señalar las carreteras y por donde tienen que pasar, o los que autorizan que una serie de vehículos sean o no aptos para circular por las carreteras.

Pero hoy solo quiero dejarles una serie de dispositivos que ya son una realidad y que si no han entrado en vigor aún, están a punto de hacerlo para que nuestra seguridad en la conducción esté más resguardada.

ALCOHOLÍMETRO: El alcohol o las drogas están presentes en 1 de cada 4 fallecidos en un accidente de tráfico. Estos dispositivos pueden detectar automáticamente el nivel de alcohol en la sangre a través del análisis del aliento y si el sistema observa que se han superado los niveles legales, no permitirá que el vehículo arranque.

MODO COCHE: El modo coche es una interesante solución para evitar la tentación de utilizar el teléfono móvil mientras conducimos. Es una de las apuestas más interesantes de la tecnología en seguridad vial pues detecta la conducción y limita las funciones del ‘Smartphone’ deteniendo, entre otras cosas, la recepción de mensajes en el propio teléfono hasta que el coche no esté apagado. Igualmente, los emisores recibirán un mensaje informándoles de que el usuario está conduciendo y no puede atender en ese instante.

DADS: Se trata de un sistema que determina si el conductor siente fatiga o somnolencia y no está en condiciones de coger el coche. Este tipo de sistema tecnológico avisa al conductor de que es preciso realizar una parada para descansar con el objetivo de reducir el riesgo de accidente por este motivo.

ACC: El control de la distancia de seguridad o ACC es un mecanismo que mantiene automáticamente los espacios de seguridad entre los automóviles. Se trata de un sistema especialmente indicado para viajes largos en autovías o para carreteras secundarias. Esta tecnología para el conductor está diseñada para evitar las colisiones por alcance ocasionadas por una escasa distancia de seguridad entre los vehículos.

SISTEMA PREDICTIVO DE FRENADA DE EMERGENCIA:

El sistema alerta al conductor antes de que se produzca la colisión y, de ser necesario, interviene para frenar. Se trata de una tecnología basada en la conexión en red de un sensor de radar, el cual monitoriza constantemente el volumen de coches que preceden al nuestro. Durante una situación crítica, el conductor será avisado mediante una señal acústica o visual.
Sin duda, hay más dispositivos dispuestos a asegurarnos nuestra conducción y, por lo tanto, nuestra propia seguridad y la de los demás. Entre otros dispositivos que seguramente oirán hablar próximamente están:

El de Reconocimiento de señales de tráfico, Asistente de mantenimiento en el carril, Asistente de ángulo muerto o Sistemas de visión nocturno. Todos ellos se aunarán seguramente más adelante en el VEHÍCULO DEFINITIVO o autónomo que salvo error u omisión alcanzará un 100% de seguridad en los viajes del futuro próximo.

Buen momento éste para desearles una propicia semana y dejarles con un pensamiento final, hoy del filósofo y escritor romano SÉNECA:


En tres tiempos se divide la vida: en presente, pasado y futuro. De éstos, el presente es brevísimo; el futuro, dudoso; el pasado, cierto.” 

PpBejarano

19 Mayo 2018
Cualquier comentario, opinión o vídeo que queráis enviarme lo podéis hacer a la siguiente cuenta de correo:
todomotorsevilla@gmail.com


No hay comentarios:

Publicar un comentario